Alimentación de nuestros abuelos: la más saludable - www.sonusan.es 

+34 977 13 08 01

Escrito por Sonusan
Categoría:
Alimentación de nuestros abuelos: la más saludable

Alimentación de nuestros abuelos: la más saludable

A pesar de que las tecnologías avanzan, aparecen nuevos tratamientos para hacer frente a enfermedades y cada vez haya más controles que evalúen los alimentos que compramos, es posible que el tipo de alimentación actual esté haciendo mella en nuestro organismo. Se sabe que hay una estrecha relación entre lo que comemos y nuestro estado de salud. ¿Qué es lo que antes no se consumía que ahora sí se consume? ¿Era mejor la alimentación de nuestros abuelos y bisabuelos? Probablemente, sí.

Lo que antes comíamos: mucho más saludable

Los cambios en la alimentación derivan de cambios sociales. En los años 60, se había popularizado el consumo de productos frescos. La alimentación de nuestros antepasados era mucho más equilibrada y variada de lo que vemos ahora. De hecho, siempre se aprovechaba lo que la naturaleza proporcionaba.

Alrededor de los años 50, la mayoría de la población no podía tomarse el lujo de comer carne cada día y, cuando lo hacían, posiblemente era de una vez cada dos semanas. Igualmente, estas carnes eran de total calidad, no estaban excesivamente industrializadas y no contenían los aditivos químicos que hoy conocemos. Por otro lado, para aquel entonces, se intentaba aprovechar al máximo las legumbres, las verduras, los tubérculos y las hortalizas. Por ejemplo, era normal tomar un buen plato de lentejas cada dos días, a diferencia de lo que vemos ahora.

Impacto negativo de la alimentación actual

¿Sabes que muchos tipos de cáncer han aumentado en incidencia en estos últimos años? Las causas podrían estar en la alimentación actual. Así, el aumento del consumo de carne (casi a diario), el consumo de poca fruta y verdura, el exceso de grasas poco saludables, la cantidad de sal y de azúcar añadido en muchos comestibles están relacionados con muchas enfermedades de la actualidad… también, muchas personas basan su alimentación en comida rápida que no es nada beneficiosa para el organismo.

Una gran diferencia es que incluso antes se ingería más kilocalorías que ahora, gracias a los tubérculos, legumbres y al pan. Sin embargo, las tasas de obesidad han aumentado. ¿Por qué ha ocurrido esto? Mayormente, por el sedentarismo y por optar por alimentos con kilocalorías vacías que aportan pocos nutrientes y que predisponen al organismo a una inflamación constante.

A pesar de que ahora hay muchas posibilidades de comer bien, más que hace 50 o 60 años que había poca comida, no aprovechamos los nuevos recursos y siempre optamos por lo excesivamente industrializado.

dietas personalizadas

Conclusiones

La alimentación de antes era mucho más saludable que la actual. No escogían alimentos excesivamente industrializados, sino lo que se obtenían del huerto principalmente. Asimismo, era común no abusar de los productos de origen animal, tanto como lo hacemos ahora.

Lo ideal es seguir basando la alimentación en lo que era antes, escogiendo alimentos de temporada, frescos y siempre optando por alimentos de origen vegetal en mayor medida.

En SONUSAN nos preocupa tu salud. No dudes en solicitar una dieta personalizada con nuestro equipo de dietistas y nutricionistas para poder establecer un plan adapto para ti.