Diabetes gestacional: una alteración conocida, peligrosa y evitable - www.sonusan.es 

+34 977 13 08 01

Escrito por Sonusan
Categoría:
Diabetes gestacional: una alteración conocida, peligrosa y evitable

Diabetes gestacional: una alteración conocida, peligrosa y evitable

Es posible que tu médico, matrona o endocrino ya te hayan informado que la diabetes gestacional puede tener un cierto e importante riesgo durante el embarazo. ¿Sabías que el 25% de mujeres que padecen diabetes gestacional, pueden desarrollar diabetes mellitus tipo 2 en un periodo de cinco a diez años? Es una condición que puede ser peligrosa, pero hay varias formas de prevenirla y controlarla.

Diabetes gestacional durante el embarazo

La diabetes gestacional es un problema que aparece con frecuencia entre mujeres embarazadas. Es un tipo de diabetes que en realidad se diagnostica entre las semanas 24 y 28 del embarazo. ¿Cuándo ocurre? Generalmente, cuando la mujer embarazada tiene niveles de azúcar en la sangre demasiado altos

Causas de la diabetes gestacional

No se desarrolla igual en todas las personas y no hay una causa exacta. No está del todo claro por qué algunas mujeres embarazadas desarrollan diabetes gestacional y otras no. 

El IMC elevado, tener sobrepeso u obesidad, puede aumentar el riesgo de que tengas esta enfermedad. Algunas etnias, como las afroamericanas, hispanas y asiáticas, también están más predispuestas. La edad también es un factor que influye, pudiendo aumentar el riesgo si tienes más de 25 años. Como no, si has tenido antecedentes familiares de diabetes o resistencia a la insulina puedes tener mayor probabilidad.

¿Por qué se produce la diabetes gestacional?

Mayormente se da porque la placenta produce altos niveles de hormonas que contrarrestan a la insulina durante el embarazo. Esto perjudica la acción de la insulina en el cuerpo de una mujer embarazada, lo que lleva a un aumento en los niveles de azúcar en la sangre

Riesgos de esta condición

La diabetes gestacional puede interferir en el desarrollo del futuro bebé. El nacimiento prematuro, tener problemas para respirar, nacer con un peso excesivo o tener bajos niveles de glucosa en sangre son algunos de los riesgos comunes. (1)

La diabetes gestacional también es peligrosa para el bebé porque los niveles altos de glucosa en la sangre pueden aumentar la probabilidad de tener un aborto espontáneo.

Para la embarazada, también puede suponer graves riesgos. Además de los que se dan con la diabetes, puede tener graves lesiones en el parto.

Síntomas de diabetes gestacional

Algunas personas no notan síntomas específicos. La mayoría de las veces, muchos síntomas son similares a los típicos del embarazo.

El cansancio, la astenia, la necesidad de orinar frecuentemente o estar muy sedienta son algunos síntomas típicos relacionados también con esta condición.

Como no hay síntomas notables de diabetes gestacional, las mujeres embarazadas se someten a una prueba de detección de glucosa rutinaria que se realiza entre las 24 y 28 semanas de embarazo. Este es el denominado Test de O´Sullivan.

Algunas mujeres solo experimentan elevaciones moderadas de azúcar en sangre después de comer, un hecho completamente normal durante el embarazo. Pero, otras se ven afectadas por el crecimiento de la placenta y el aumento de las hormonas. Estas mujeres desarrollan diabetes gestacional, generalmente alrededor de las 24 semanas del embarazo.

1 diachrom

Prevenir la diabetes gestacional

Es cierto que la diabetes gestacional es una condición peligrosa que se desarrolla durante el embarazo, pero hay formas de prevenirla y controlarla. 

Antes de quedarte embarazada, asegúrate de encontrarte en un peso saludable. Es importante no llegar al embarazo con un estado de sobrepeso u obesidad o, por el contrario, bajo peso.

También, debes mantener una dieta sana y equilibrada. Procura disminuir los alimentos altos en IG (índice glucémico) y disminuir el consumo de azúcares simples. Lo mejor es siempre combinar la fibra en todos tus platos y alimentos. También, debes mantener unos niveles adecuados de proteína en tu alimentación, sobre todo añadiendo carnes magras, huevos y frutos secos y pescado. La grasa no tiene que ser tu enemiga, procura escoger aceite de oliva, aguacate y aceitunas como alimentos ricos en grasas saludables.

Si te detectan esta alteración, es preferible que sigas una dieta adaptada para personas con diabetes. Debes empezar a hacer cambios en el estilo de vida, como a aumentar tu actividad física, dentro de lo tolerable e indicado. También existen ciertos nutrientes que pueden ayudar a reducir el riesgo de diabetes gestacional y mantener el control glucémico, como el calcio o la vitamina D.

La clave para controlar la diabetes gestacional es educarse sobre los alimentos que debes y no debes comer durante el embarazo.

Si se te diagnostica diabetes gestacional, debes tomar medidas de inmediato, ya que los efectos adversos son graves. En SONUSAN queremos ayudarte a mantener tu calidad de vida y a prevenir posibles riesgos durante tu embarazo. Consulta nuestros Planes de Alimentación y nuestros productos para ayudarte.