HDL, triglicéridos y diabetes - www.sonusan.es 

+34 977 89 52 71

Escrito por Sonusan
Categoría:
HDL, triglicéridos y diabetes

HDL, triglicéridos y diabetes

¿Qué relación hay entre los triglicéridos y la diabetes? Lo que sí está claro es que los triglicéridos pueden afectar al riesgo de padecer diabetes.

Primero debes conocer en detalle qué son los triglicéridos. Estos son un tipo de grasa que lleva moléculas de colesterol. El organismo es capaz de producir triglicéridos, al igual que es capaz de producir colesterol, por parte del hígado. ¿De dónde vienen los triglicéridos que se producen? Mayormente de una alimentación muy alta en carbohidratos, de la toma de determinados medicamentos o de un exceso de peso.

Ante todo, debes saber que el rango de normalidad de los triglicéridos se sitúa por debajo de 150 mg/dl. Si el valor de tus triglicéridos se sitúa entre 150 y 199 mg/dl ya se encontraría en el límite alto, un parámetro que se obtiene a partir de una analítica sanguínea.

Triglicéridos y relación con la insulina

Tener altos los triglicéridos puede ser una señal de resistencia a la insulina, cuando el azúcar en sangre no está respondiendo adecuadamente a la hormona. Se puede tener puntualmente una subida de los triglicéridos, pero en estos casos siempre se debe mantener un control adecuado y, en determinados casos, un tratamiento farmacológico para disminuirlos.

Los niveles elevados de triglicéridos en sangre no causan directamente diabetes. No obstante, estos niveles indican que hay un mecanismo que está empezando a fallar en el organismo, concretamente, que los alimentos no se están convirtiendo en energía adecuadamente.

Nuestro cuerpo produce insulina, la hormona encargada de introducir la glucosa dentro de las células. A su vez, el organismo puede convertir esta glucosa o azúcar en energía. La insulina es una hormona que también puede utilizar estos triglicéridos para poder obtener energía.

Un estudio de la Universidad de Barcelona publicitado en la revista Diabetología, demostró en ratones que el aumento de las lipoproteínas VLDL, capaces de transportar triglicéridos, podían provocar un agravamiento en la respuesta insulínica y, con ello, un mayor riesgo a padecer diabetes mellitus tipo 2 (1). Estas lipoproteínas VLDL son un indicador que precede y puede predecir el desarrollo de la diabetes, al provocar la inflamación y resistencia insulínica. De hecho, este mismo estudio muestra la necesidad de poner más atención a este parámetro en pacientes que tengan diabetes.

Como siempre, debe ser tu médico quien diagnostique la enfermedad. No es cuestión de alarmarse cuando vemos este parámetro alterado, pero sí que hay que prestar una determinada atención. Fijarse en los niveles de glucosa en una analítica sanguínea también puede ayudar a diagnosticar en todo caso una resistencia a la insulina.

Colesterol HDL vs triglicéridos

Los triglicéridos alterados no solo pueden suponer un mayor riesgo a padecer diabetes mellitus tipo 2, sino que también puede dar un mayor riesgo de enfermedad coronaria.

Por otro lado, debemos mencionar el colesterol HDL, una molécula que puede disminuir el riesgo de padecer enfermedades coronarias. En personas con diabetes, se ha visto que este parámetro está disminuido.

Bien se sabe, que el colesterol HDL es un factor muy importante. Si los niveles son muy bajos, el riesgo de padecer aterosclerosis y de enfermedades cardiacas aumentan. De hecho, un colesterol HDL menor de 35 mg/dl en varones y menor de 40 mg/dl en mujeres puede aumentar en gran medida el riesgo a estas enfermedades.

1 diachrom

Cómo disminuir los triglicéridos y aumentar colesterol HDL

La alimentación es fundamental para poder controlar estos parámetros, junto al mantenimiento de un peso saludable. Si padeces de sobrepeso u obesidad, lo ideal es hacer una dieta hipocalórica.

En primer lugar, debes restringir el consumo de bebidas alcohólicas. Este tipo de bebidas contienen excesivos carbohidratos que pueden dar hipertrigliceridemia.

Disminuir los alimentos ricos en carbohidratos simples, como los que se encuentran en bollería industrial, refrescos o pasteles, es imprescindible. Procura dejar de lado las galletas y disminuir el consumo de pastas, arroz y pan. En todo caso, escoge siempre su versión integral y añade verduras a los platos para aportar mayor cantidad de fibra. Llevar una dieta rica en proteínas puede ayudarte, sobre todo incorporando legumbres y verduras.

Procura escoger alimentos ricos en grasas saludables que puedan favorecer el aumento de colesterol HDL. Algunos de ellos son los frutos secos y el aceite de oliva. Las semillas de lino o las semillas de chía también son alimentos muy recomendados para que añadas en lácteos o en ensaladas.

También, te recomendamos consumir un puñado de arándanos al día, unos poderosos frutos que no solo incrementarán tu colesterol HDL, sino que también tienen potentes propiedades antioxidantes.

En SONUSAN queremos ayudarte a mejorar tu calidad de vida. Prevenir el riesgo de padecer determinadas enfermedades es imprescindible, junto a una buena alimentación. Confía en nuestro servicio profesional, aprende a comer saludablemente con nosotros y nuestros Planes de Alimentación.