Guía de la Diabetes - www.sonusan.es 

+34 977 13 08 01

Índice

1. Introducción y presentación
2. Aprender de forma sencilla a combinar alimentos
2.1. Escoger los alimentos
2.2. ¿Cómo combinar los alimentos?
2.3. ¿En qué se basa el IG alto o bajo de los alimentos?
2.4. Consejos y excepciones
3. Cinco alimentos y especias para controlar el azúcar en sangre
3.1. Canela
3.2. Brócolis, espinacas y zanahoria
3.3. Achicoria
3.4. Batata o boniato
3.5. Olivas
4. ¿Cómo y con qué endulzarme? Edulcorantes indicados y no indicados
4.1. Edulcorantes para diabéticos
5. Actividad física: Pautas en la diabetes
5.1. ¿Cuándo es recomendable hacer ejercicio con diabetes?
5.2. Consejos previos a la realización de ejercicio
5.3. Pautas durante la actividad física
5.4. Pautas para después del ejercicio
5.5. Tres alimentos para después de la actividad física
6. Controlar y bajar de peso con diabetes: ¿Dieta más eficaz?
6.1. ¿Qué tipo de dieta para perder peso es más eficaz con diabetes?
6.1.1. Dietas más efectivas
6.2. Tres claves para mantener una dieta y estilo de vida saludables
6.2.1. Adaptarte a los obstáculos: mentalizándonos
6.2.2. Practicando la alimentación consciente
6.2.3. Perder motivación: Buscar ayuda
7. Diez mitos sobre la diabetes
8. Conclusiones
9. Referencias

 

1. Introducción y presentación

Seguramente, conocerás de alguien que padezca diabetes o de resistencia a la insulina. Con este guía se pretende que toda esta información, padezcas o no de diabetes, se divulgue ya sea a tus pacientes, conocidos, amigos, vecinos, etc. que puedan verse interesados. Creemos que no hay mejor herramienta que la divulgación de buenos conocimientos basados en la evidencia científica y en estudios.
Somos una empresa dedicada como expertos en suplementos alimenticios y productos de nutrición natural. Nuestra empresa se crea con la finalidad de informar sobre salud, bienestar, nutrición, sobrepeso, dietas, recetas y bioenergética, a través de nuestras bases de datos involucradas en el cuidado global de la salud.
En SONUSAN pretendemos que la calidad de vida del paciente de diabético se vea mejorada, gracias al tratamiento médico, alimentación y complementos alimenticios, actividad física y mejora del estrés, entre otros factores.

 

2. Aprender a combinar alimentos para controlar la diabetes

ÍNDICE ALTO
(mayor a 55) ÍNDICE MEDIO
(entre 30 y 55) ÍNDICE BAJO
(menos de 30)
Arroz blanco Garbanzos Judías blancas
Pizza y precocinados Arroz integral Lentejas
Pasta Manzanas y kiwis Cacahuetes
Azúcar de mesa Zanahoria Brócoli y familia de las crucíferas
Palomitas de maíz Bebidas vegetales Espinacas y verduras de hoja verde
Tartas Piña Espárragos
Pan Lactosa (leche entera) Judías verdes
Melocotón en almíbar Guisantes
Uvas y ciruelas Pan de centeno (integral)
Dulces y bollería Copos avena
Boniato
Salsa de tomate
Puré de patatas y patatas cocidas
Plátano
Refrescos azucarados

indicesok

Tabla 1.1. Resumen de alimentos ricos en hidratos de carbono con su IG

 

Seguramente, tus profesionales te habrán estado hablando de lo importante que es la alimentación en la diabetes. Aprender a combinar alimentos es totalmente necesario para que nuestro organismo pueda tolerar mejor el azúcar.
Para empezar, tenemos que hacer un breve resumen de lo que es el índice glucémico.
Según la Universidad de Hardvard, el índice glucémico (IG) es un valor que se asigna a cada alimento basado en cómo de lento o cómo de rápido produce una elevación de azúcar en tu sangre.
Es decir, habrá alimentos que produzcan más rápidamente el aumento de azúcar en sangre y otros que lo hagan más lentamente.
En la diabetes, es recomendable saber escoger los alimentos que producen un efecto muy lento sobre la elevación de tu azúcar en sangre, así tu organismo podrá asimilarlos mejor.
A continuación, te explicaremos más sobre cómo escoger estos alimentos y sobre todo, cómo combinarlos.


image0052.1. Escoger los alimentos
Para empezar, debes saber que no es suficiente eliminar el azúcar de mesa. El arte de combinar alimentos y comer saludablemente se aprende muy poco a poco.
Debes distinguir varios tipos de alimentos. Los que tienen alto índice glucémico (producen subidas de azúcar altas en sangre), los de medio índice y los de bajo índice. No todos los alimentos ricos en azúcares van a subir tanto el azúcar en sangre.
Lo ideal es evitar los alimentos altos en este índice o combinarlos con los bajos para poder tolerarlos mejor.
En la tabla 1.1. se reflejan solamente algunos ejemplos de alimentos que pueden pasar rápidamente a la sangre y otros que pasarían de forma más lenta. En rojo los que habría que evitar, en amarillo los alimentos a moderar y en verde los alimentos permitidos o los que se pueden combinar con los rojos.

2.2. ¿Cómo combinar los alimentos?
En principio, podemos combinar alimentos de alto índice con alimentos de bajo índice glucémico para poder quedarnos con un término medio.
Si te das cuenta, los alimentos con azúcares simples y refinados se encontrarían mayormente en la tabla de alto índice glucémico. Sin embargo, alimentos como verduras y ricos en fibra, se situarían, mayormente, en la tabla de menor índice glucémico.
¿Esto significaría que podemos combinar arroz blanco con verduras para disminuir el IG? Sí. Hacer este tipo de combinaciones podrá ayudar a controlar mejor en sangre el azúcar. Ya sea arroz blanco como puré de patatas o patatas cocidas. Lo ideal es combinarlo con alimentos bajos en IG.


image008No combines alimentos ricos en IG con otros ricos en IG. La subida en sangre sería muy alta puntualmente. Por ejemplo, no sería recomendable tomar un plato de espaguetis con tomate frito seguido de un postre rico en azúcares (por ejemplo, un pastel).
¿Significa el punto anterior que no puedo comer pasta? La respuesta es NO. Frente al caso anterior, sí que podría ser más recomendable combinar los espaguetis (sin salsa de tomate) con abundantes verduras, como brócolis y setas.
Otro ejemplo sería el de combinar arroz blanco con patatas cocidas, pero siempre con una buena ración de verduras (al menos, 2/3 de verduras y el resto de alimentos ricos en IG).

2.3. ¿En qué se basa el IG alto o bajo de alimentos?
Principalmente, se basarán en los siguientes puntos:
• La cantidad de fibra que lleven. Si te das cuenta, el arroz integral tiene menos IG que el arroz blanco porque el integral tiene más fibra. Así, todo alimento rico en fibra va a ayudarte a disminuir el IG. Es recomendable, para personas con diabetes, incrementar lo máximo posible la ingesta de verduras y legumbres (con mucha fibra).
• El tipo de cocinado. Si preparas algo frito el IG será mayor que si preparas una comida hervida o al vapor. Procura hacer comidas sencillas siempre.
• El tipo de azúcar que lleve en su composición. Es el caso de la fructosa, la cual está presente en las frutas y no producen picos séricos de glucosa tan elevados. En cambio, los alimentos industriales (como los refrescos azucarados) tienen azúcares simples los cuales si provocarán un alto pico de elevación de azúcar en sangre. Procura evitar los alimentos industriales y aumentar los alimentos con azúcares complejos (legumbres, frutas como la manzana, etc.).


2.4. Consejos y excepciones
Como veremos a continuación, hay alimentos que, a pesar de tener un IG alto, podrán ayudarte a controlar la glucosa en sangre, gracias a otros componentes que llevan consigo. Entre ellos están la batata, el boniato y las zanahorias.
Otros consejos para que un diabético tenga una alimentación adecuada sería llevar a cabo los siguientes puntos:
• Basa gran parte de tu alimentación en comida real. Evita la bollería industrial, las galletas y los refrescos azucarados, entre otros.
• Toma alimentos ricos en cromo. Un mineral que te ayudará a controlar tu azúcar en sangre (1). Los brócolis tienen una gran cantidad de cromo, aunque también podrás encontrar cromo en alimentos como las judías verdes o la levadura de cerveza.
• Observa bien las etiquetas. Hoy en día, casi todo lleva azúcares simples como conservantes. Haz una simple práctica y observa el etiquetado de cada uno de los alimentos que compres en el supermercado (desde embutidos hasta pasta). Intenta escoger aquellos que utilicen menos azúcares.
• Evita alimentos y bebidas como el alcohol ya que puede interferir en la función pancreática, producción de insulina y tolerancia de la célula al azúcar gravemente.

 

3. Cinco alimentos y especias para controlar la diabetes

Como bien dijo Hipócrates en el siglo IV, queremos que tú también utilices tu alimentación como parte de la medicina. A continuación, te contaremos más de los alimentos y especias que pueden ayudar a controlar y a regular tu glucosa en sangre.


3.1. Canela
Además de sus propiedades afrodisíacas, la canela puede aumentar tu tolerancia celular a la insulina y, por tanto, al azúcar. Según diversos estudios, el consumo de canela puede disminuir los niveles de azúcar en plasma.
Puedes utilizar canela en tus lácteos, por ejemplo, en la leche fermentada (el kéfir puede ser una muy buena opción). Además, también influye en el aumento del colesterol “bueno” HDL.
También existe el aceite esencial de canela, puede utilizarse en gotas en infusiones como en el té o en alimentos.


image0103.2. Brócolis, espinacas y zanahorias
Como te hemos comentado anteriormente, poseen alta cantidad en crom;, además, poseen el compuesto denominado ácido alfa lipoico, un potente antioxidante muy conocido por tratar la diabetes naturalmente. De hecho, ayuda a que la glucosa se convierte en tu energía. Como dicen los estudios, se vio que este ácido podía intervenir en el tratamiento de neuropatías y de regulación de glucemia. (2)

No sólo el brócoli tiene este ácido, sino también las espinacas y las zanahorias. ¿Por qué no prepararnos una menestra de verduras con estos tres super ingredientes?

3.3. Achicoria
La conocida raíz de achicoria puede ser otro super alimento. Además de tener propiedades antiinflamatorias muy potentes, gracias a sus polifenoles, la achicoria como sustituto del café puede servirnos para controlar la glucosa en sangre.
La raíz de achicoria produce un aumento de nivel en la adiponectina, una proteína capaz de regular los niveles de glucosa en sangre. (3)


3.4. Batata o boniato
En Tabla 1.1., figura como un alimento alto en IG. Sin embargo, contiene otras sustancias que traspasarán la barrera del IG y que beneficiarán tu condición.
Las batatas tienen un llamado almidón resistente que ayuda a regular la glucosa en sangre. Además, tiene unas cantidades altas en fibra.
De hecho, se han realizado estudios donde se veía que el consumo de este tubérculo podía regular significativamente el azúcar en sangre. (4)
3.5. Olivas
No nos debemos olvidar de este alimento, tan rico en grasas saludables para ti. Sin duda, debes incorporarlas en tu dieta diaria.


image012Las olivas contienen ácidos grasos monoinsaturados, necesarios para reducir el riesgo de padecer obesidad. Además, tiene abundantes antioxidantes que ayudarán a reparar muchas células que han sido dañadas por la diabetes.
En sí, el beneficio de las olivas es a nivel general en el organismo ya que disminuye el colesterol, mejora la función celular, disminuye el riesgo cardiovascular, entre otros.

 

 

4. ¿Qué puedo escoger para endulzarme?

Muchos edulcorantes del mercado tienen un IG muy elevado, lo que se traduciría en un peligro para la salud de aquella persona que padezca de diabetes. Eliminar el azúcar de mesa puede ser algo doloroso para ti o para las personas de tu alrededor que empiezan con la enfermedad.
El azúcar moreno muchas veces tiene el disfraz de ser de este color (le añaden tinciones para que sea de este color, pero realmente estaría refinado).


image014La miel puede ser una buena alternativa para endulzarnos,
sin embargo, encontrar una de calidad y que nos asegure
que es realmente miel hoy en día es bastante más difícil.
Además, el IG, como vimos en la tabla, está bastante elevado.

 

 

 

 

4.1. Edulcorantes para diabéticos
Lo que más se utiliza hoy en día es la sacarina (E-954) y el aspartamo. Son los más populares y tampoco contienen calorías. De hecho, seguramente habrás escuchado a muchas personas hablar de la Stevia para edulcorar. Bien se sabe que es una forma más natural para que te endulces. Además, la estevia, contiene propiedades muy beneficiosas para la persona que padece de diabetes ya que no tiene azúcar. Según un estudio de Journal of Dietary Supplements que se realizó en ratas, se vio que la estevia pudo ayudar a mejorar los síntomas de la diabetes y eficacia de la insulina en tan sólo 30 días (5), después del consumo. Por eso, prueba la estevia, un edulcorante natural que además no te aportará calorías.

image016

El edulcorante más recomendable en todos los casos de diabetes es el edulcorante DiaChrom®, que además de ofrecer las ventajas de la stevia, incorpora lactato de cromo trivalente, por lo que se consigue potenciar de forma, mucho más eficaz el efecto de control de la glucosa en sangre mientras endulza sin aportar calorías.
Esta unión de stevia que contiene glucósidos de esteviol (de la planta estevia) y el cromo trivalente hace que DiaChrom® ( ver Ref.5), sea el edulcorante más avanzado y eficaz del mercado, lo que nos permite emplazar a los profesionales de la salud y afectados por las diabetes a su recomendación como el más indicado en su caso, y del que se pueden proveer fácilmente en su farmacia habitual. (La dosis diaria recomendable para la nivelación del Cr3, es de 4 comprimidos)
Si padeces de diabetes, lo mejor es combinar lo dulce con lo útil.
El farmacéutico de tu zona podrá proveerse fácilmente de este edulcorante, con sólo buscar la palabra DiaChrom® o SONUSAN, entrará en la página web y contactará para la correspondiente provisión del producto.



5. Actividad física: ¿qué comer siendo diabético?

Controlar los niveles de azúcar en sangre puede resultar una odisea. Evitar picos de insulina es importante, pero también evitar hipoglucemias o caídas de la curva del azúcar.
Ten en cuenta que la dieta y el ejercicio deben ir de la mano. Por ejemplo, una dieta con mucho azúcar, grasa y muy poca fibra podría contrarrestar esos esfuerzos.
La actividad física será tu gran aliado para bajar la glucosa en sangre y mejorar tu tolerancia celular. De hecho, la actividad física estimula los transportadores GLUT4 que meten glucosa en la célula.
Beneficios de la actividad física
• Mejora la tolerancia celular al azúcar.
• Aumenta la utilización de glucosa, como fuente de energía, en el músculo.
• Puede llegar a reducir las necesidades diarias de tratamiento farmacológico.
• Otros beneficios relacionados con la mejora de la condición cardiovascular, ansiedad y estrés.
• Controlará tu peso. Puede ayudar a adelgazar en personas con sobrepeso u obesidad.

image017

5.1. ¿Cuándo es recomendable hacer ejercicio con diabetes?
Lo ideal es hacer actividad física en la mañana. Así, acelerarás tu metabolismo y encenderás tu motor desde primera hora hasta el resto del día. Además, los niveles de azúcares en sangre se verán mejorados. Realiza actividades de fuerza y combínalos con ejercicios cardiovasculares (andar, correr, bicicleta, etc.).
Realiza ejercicios relajantes a última hora del día. Por ejemplo, el yoga o pilates pueden venir muy bien a partir de la tarde. Ayudarán a fortalecer tus músculos y a disminuir la tensión del día a día.


5.2. Antes de la actividad física
Aunque pienses que los azúcares son tu enemigo, estás equivocado. Antes de realizar actividad física NECESITARÁS carbohidratos para poder mantener la energía necesaria.
Primero, verifica a cuánto está tu glucemia antes de realizar la actividad.
- Si te encuentras en cifras mayores de 250 mg/dl, tendrás que regular primero estas cifras (dejar la actividad para otro momento).
- Si te encuentras entre 100 y 150 mg/dl, puedes comenzar a realizar actividad en ese momento.
- Si tus cifras son menores de 100 mg/dl, tendrás que tomar un tentempié; como por ejemplo, una pieza de fruta o unas tostadas.


5.3. Durante la actividad física
Vigila muy bien posibles síntomas que aparezcan, ya sea cansancio extremo, debilidad, fatiga o mareos. Sobre todo, una vez te inicies en el mundo del deporte, tendrás que hacerlo regularmente ya que aún tu cuerpo no estará acostumbrado.
Si disminuye tus niveles en sangre a menos de 70 mg/dl durante la realización del mismo, tendrás que parar inmediatamente y tomar un pequeño tentempié.


5.4. Después del ejercicio
Una vez que hayas acabado la actividad física, es importante recargar tus reservas de glucógeno con alimentos ricos en carbohidratos complejos.
Después de la actividad, no olvides revisar de nuevo, con tu glucómetro, el nivel de azúcar en sangre. Así, podrás ir conociendo más de ti mismo y cómo reacciona tu cuerpo a la actividad física.


5.5. Tres alimentos para después de la actividad física
Dependiendo del grado de actividad física, tendrás que escoger unos u otros en determinadas cantidades o porciones.
- Manzana. Gracias a su fibra, concretamente a la pectina, podremos controlar mejor la glucosa mientras aportamos carbohidratos
- Yogur griego. En sí, aportaremos azúcares con la lactosa. Procura que no lleve azúcares añadidos.
- Copos de avena. A pesar de que figuran en la lista de medio IG, los betaglucanos pueden ayudar a controlar la glucemia. Pruébalos con el yogur griego para poder aportar los carbohidratos para recuperarte.

image019



6. Control de peso y adelgazar en la diabetes

La diabetes, específicamente la tipo 2, está muy relacionada con el sobrepeso y la obesidad. De hecho, la incidencia de diabetes cada vez aumenta más.
Prevenir la aparición de diabetes tipo 2 controlando el peso y adoptando un estilo de vida saludable es primordial.
Si padeces obesidad o sobrepeso seguramente te habrás puesto a dieta en otras ocasiones. Debes conocer factores importantes a la hora de mantener una dieta o un plan de alimentación. No todo se reduce a reducir kilocalorías y aprender a escoger los alimentos. Tendrás que hacer mucho hincapié en las siguientes claves, especialmente las emocionales.

image021

6.1. ¿Qué dieta para perder peso es la mejor para la diabetes?
La cantidad de dietas que se encuentran en medios de comunicación, no ofrecen lo que principalmente debería darse: Reeducación nutricional.
Aprender a comer bien en la diabetes mientras se lleva a cabo una pérdida de peso es imprescindible. El paciente no sólo debe ceñirse al número de kilogramos perdidos sino al beneficio de adaptarse a nuevos hábitos alimenticios que perduren para el resto de su vida y que, además, pueda transmitirlos a otras generaciones o personas de su alrededor.
Por eso, creemos que las dietas adaptadas y personalizadas al paciente son una opción beneficiosa tanto porque favorece la adherencia al plan, mientras se le educa al paciente en alimentación, y porque resultan sostenibles a largo plazo.
Por otro lado, si hablamos del tipo de dieta más adecuado para perder peso, la evidencia científica ofrece una amplia variedad, entre ellas diversas recomendaciones.
Según la publicación del volumen 9 de la Revista española de Obesidad en el año 2011, la reducción energética de entre 500 y 1000 Kcal al día puede producir una pérdida de peso de 0,5 y 1 kg/semana.
Basándonos en las dietas más destacadas hoy en día, comparando una dieta hiperproteica contra una baja en grasas, se encontraron los siguientes puntos a destacar:
• La dieta hiperproteica puede inducir, a corto plazo (menos de 6 meses) una pérdida de peso mucho mayor que una dieta convencional baja en grasas. Sin embargo, se encontró que ambas dietas podían alcanzar una pérdida de peso similar a largo plazo (más de 1 año).
• La dieta hiperproteica puede favorecer la preservación de masa muscular mejor que la anterior. De hecho, se recomienda aumentar la cantidad de proteínas por encima de 1,05 g/kg de peso y se recomienda que se disminuya la proteína de origen animal por posibles efectos adversos a muy largo plazo.
Sobre las dietas en las que se modificaba los alimentos para disminuir su índice glucémico se indicó que no tienen un efecto persistente sobre la pérdida de peso.
En cuanto a la dieta mediterránea, tampoco hay suficiente evidencia que indique que, en condiciones isocalóricas, pudiera originar una pérdida de peso significativa. Sin embargo, sí que se ha visto esta dieta como adecuada para el control de la diabetes según un estudio en la American Diabetes Association. (6)
Si nos centramos en la pérdida de peso y en el mejor control de la diabetes tipo 2, diversos estudios indican que la dieta hiperproteica podría ser la más adecuada por los siguientes puntos:
• Puede mejorar el control de la glucosa. (7)
• Para personas en las que la alteración en la gestión de la insulina está alterada, convendría más una dieta hiperproteica que una dieta alta en hidratos de carbono, según el estudio (7).


6.1.1. Dietas más efectivas
Entonces, ¿qué podemos hacer para perder peso?
Lo mejor sería combinar una de estas dietas efectivas, pero siempre adaptándolas y personalizándolas al paciente con diabetes. Ante todo, nunca debe colocarse una dieta sin que la haya pautado un profesional. En el caso de dietas altas en proteínas, hay que asegurar un adecuado funcionamiento del hígado y del riñón antes de llevarlas a cabo.
Por otro lado, lo que es muy importante es reforzar la motivación del paciente. En diversos estudios se vio que un grupo de pacientes donde se les instruía con tareas para poder perder peso, perdieron mejor que otros pacientes que simplemente se les aportaba un plan de alimentación. A continuación, en el siguiente punto, se aportará con unos métodos para reforzar siempre el aspecto más emocional.
El uso de suplementos alimenticios puede estar indicado para la pérdida de peso, especialmente aquellos que reúnen nutrientes de calidad. VitalChrom® estaría indicado para ello, pudiéndose sustituir una toma de una comida principal diaria con la consiguiente reducción energética y aportando proteína de calidad de la avena. Además, los betaglucanos del mismo producto, ayudarían a saciar, a controlar el hambre y a mejorar los perfiles lipídicos. Los profesionales de SONUSAN te indicarían cómo tomar VitalChrom® combinado con un plan de alimentación o dieta adaptada y personalizada para ti, potenciando la máxima adherencia y pérdida de peso.


6.2. Tres claves para mantener una dieta y estilo de vida saludable


6.2.1. Adaptarte a los obstáculos y mentalizarte
Obstáculos vamos a tener siempre. Ya sean eventos familiares (bodas, comidas y cenas navideñas, cumpleaños, etc.). Si estamos siguiendo un plan de alimentación para perder peso, debes visualizar los días en los que veas peligro con suficiente antelación.
Practica la visualización cada día en 2 pasos:
• Primero, visualiza tu obstáculo durante 10 minutos. Por ejemplo, si te ves en un gran banquete, visualízate estando allí frente a la cantidad de comida que habrá. Seguidamente, debes visualizar cómo afrontaras esa situación y qué actitud tomarás.
• Después de visualizar el obstáculo, tienes que visualizar el lado opuesto, es decir, tienes que imaginarte a ti con tu objetivo conseguido en un futuro. Recuerda cuál es tu motivación para seguir adelante, por qué estás realizando este esfuerzo y todas las pequeñas recompensas que ya has ido recogiendo en tu camino. Si has perdido 2 Kg, ¡celébralo! Recuerda lo que ya has conseguido y lo que te queda por conseguir.
• Lo mismo aplicado al control de la enfermedad. Está claro que al principio puede costar más hacerse con la situación. Sin embargo, una vez que ya la has dominado, lo importante es mantenerte en la misma línea.

image023De esta forma, estarás preparándote mentalmente para
afrontar este tipo de obstáculos y llegarás preparado
a la situación. Es recomendable sólo comer y degustar
lo que el cuerpo necesita, sin pasarnos en cantidades.
De esta forma, podrás sortear mejor los obstáculos que
se presenten en tus épocas de cambios alimenticios.

 


6.2.2. Comer conscientemente
Muchas veces, cuando comemos, estamos al tanto de otras actividades. Ya sea ver la televisión, ver el teléfono móvil o, simplemente, mantener conversaciones con los de alrededor. En este punto, activaremos el botón “automático” y simplemente intentaremos acabar con el plato sin tener en cuenta la cantidad que haya.
Practicar y mantener la concentración en la comida es fundamental. Así, mejoraremos nuestra relación con la alimentación y, sobre todo, encontraremos nuestro punto de saciedad. Además, mejoraremos las digestiones y, seguramente, nos sentiremos mejor anímica y vitalmente.
Al encontrar nuestro punto de saciedad con esta práctica, podremos decir “ya no más” cuando veamos una excesiva cantidad. Además, al comer más despacio, ingeriremos menos comida automáticamente, dejaremos tiempo a nuestro tubo digestivo para que secrete todas las hormonas necesarias y nos preparare para una adecuada digestión.


6.2.3. Siempre que pierdas la motivación, busca ayuda
La suma de las cosas buenas tiene que ser mayor a la suma de las cosas malas o incumplidas. Así de simple. Cuánto más cumplamos con nuestra alimentación y pequeñas metas, el resultado será beneficioso.
Si tienes una etapa difícil, no dudes en consultar con tus profesionales de la salud. Ya sea para cambiar el plan de alimentación o para recuperar la motivación.
Es importante que busques ayuda, muchas veces necesitamos un empujón, sobre todo cuando hablamos de salud.
En el momento del diagnóstico de diabetes, las continuas revisiones, los cambios en alimentación, la adquisición de nuevos hábitos saludables, entre otros, pueden causar mayor estrés y ansiedad que otras situaciones. Por eso, es importante ponerle freno al estrés y hablar con profesionales que puedan asesorarte.

 

7. Diez mitos de la diabetes

1. Con la diabetes ya debes inyectarte insulina siempre
Muchas personas con diabetes, especialmente la tipo 2, necesitarán de medicación. Sin embargo, no siempre es necesaria la inyección, en algunos casos tan sólo deben tomarse pastillas para poder controlar la enfermedad. Según lo que considere su médico entonces, no tendrá que inyectarse insulina.
Las personas con diabetes tipo 1, sin embargo, sí que necesitarán inyectarse insulina.
2. Los niños diabéticos no pueden comer nunca azúcar.
Los niños o adultos tendrán que moderar su alimentación como hemos explicado anteriormente. En sí, es muy recomendable la disminución del consumo de azúcar refinada y de alimentos o productos ricos en azúcares. Hoy en día, venden caramelos sin azúcar aptos para personas con diabetes. La enfermedad no tiene por qué ser un obstáculo para degustar algunos productos y alimentos, aunque sí tendrán que moderarse y saber cuáles escoger.
3. La diabetes se contagia
No es una enfermedad contagiosa ni la puedes “pegar” a los de tu alrededor.
4. La diabetes se cura
Lamentablemente, a día de hoy, no existe cura para la diabetes. Para diabetes tipo 1, las células pancreáticas (encargadas de secretar insulina) se encontrarían destruidas. Para la diabetes tipo 2, puede haber una mejoría notable al realizar actividad física y mejorar la alimentación.
5. La insulina cura la diabetes
La insulina inyectada es un tipo de hormona que “reemplazará” a la hormona que te falta para poder introducir el azúcar en sangre. Es decir, hará el trabajo de la misma, pero no curará la enfermedad.
6. Que te salga el azúcar en sangre muy elevada una vez, ya te hace diabético
No. Los criterios diagnósticos de la diabetes no se ciñen a diagnosticar la enfermedad por una subida puntual. El médico especialista que te atienda determinará el diagnóstico según unos criterios y parámetros en sangre.
Además, el hecho de que suba puntualmente el azúcar puede deberse a otros factores, como por ejemplo a alguna medicación o al mismo estrés.
7. La diabetes da muchos síntomas
Hay personas que, con diabetes, no manifiestan ningún síntoma. Sin embargo, otras personas, experimentan los 3 síntomas comunes: polifagia (mucha hambre), polidipsia (mucha sed) y poliuria (orinar excesivamente). Dependerá de cada caso y de cada persona, sin embargo, es importante estar al tanto de los anteriores síntomas.
8. Las personas con diabetes no pueden realizar ejercicio
Las personas con diabetes deben realizar actividad física como cualquier otra persona sin la condición. Sin embargo, deben tener más control sobre sus niveles de azúcar en sangre, para no tener bajadas importantes que puedan ser contraproducentes. Así, controlar la alimentación antes y después de la actividad física, es muy importante, como tomarse la glucemia.
9. La cura de la diabetes está desarrollada pero no se quiere comercializar
Hay mucho material en internet que se encuentra pero que no tienen fundamentos ni bases científicas. Hoy en día, no existe cura para la diabetes. Sin embargo, la ciencia avanza y cada vez muchos medicamentos hacen la vida más fácil al paciente con diabetes. Coadyuvar el tratamiento farmacológico con alimentación, complementos alimenticios y actividad física es imprescindible.
10. Se debe evitar una dieta rica en hidratos de carbono (patata, pasta, legumbre, etc.).
Totalmente erróneo. Debemos llevar una dieta donde los hidratos de carbono se encuentren en nuestra alimentación, ya que de por sí son una de nuestras fuentes de energía. Como hemos dicho al principio, se debe saber combinar los alimentos para que no impacten y dificulten en el control del azúcar (por ejemplo, combinar patatas o pasta con verduras para disminuir el impacto).

 

8. Conclusiones

La mejora del paciente con diabetes es fundamental en todos los sentidos. Sin duda alguna, poner en práctica alguno de los puntos destacados, ya sea alimentación, actividad física o mejora y tolerancia del estrés, ya van a resultar un avance para el control de la enfermedad.
Sin embargo, lo mejor es poder controlar la enfermedad desde todos los puntos, haciendo hincapié en los que más haya que reforzar.



9. Referencias

(1) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/9356027
(2) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/23678828
(3) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26151029
(4) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/14747225
(5) https://www.researchgate.net/publication/261289491_The_Effect_of_Stevia_Rebaudiana_on_Serum_Omentin_and_Visfatin_Level_in_STZ-Induced_Diabetic_Rats
(6) http://care.diabetesjournals.org/content/34/1/14
(7) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17971178